Conoce los beneficios fiscales del arrendamiento financiero

El arrendamiento financiero es un mecanismo que, además de permitirnos acceder a activos de vanguardia sin sacrificar nuestro capital, está lleno de beneficios en términos fiscales. Entre ellos, vale destacar la opción de adquirir equipos a un precio mucho más bajo (por el factor depreciación), potenciando el crecimiento de las organizaciones.

Veamos qué más nos puede ofrecer esta alternativa en cuanto a beneficios fiscales, para que analizar mejor las ventajas que se desprenden de este mecanismo de financiamiento.

¿Cuáles son los beneficios fiscales del arrendamiento financiero?

Aunque son diversos, algunos de los más importantes son:

Nos libramos del pago del IVA

Un contrato de arrendamiento financiero nos permite amortiguar el Impuesto al Valor Agregado (IVA), pues esta suma será cubierta por el arrendador al momento de adquirir los activos.

Por este motivo, el arrendamiento es uno de los tipos de financiamiento de una empresa que más flexibilidad brinda y que nos ayuda a disminuir la carga fiscal. 

Se considera la depreciación del activo

Al firmar un contrato de arrendamiento financiero, la propiedad fiscal y contable de la maquinaria pasa a nuestro nombre. Por lo tanto, podemos registrar la depreciación del activo. 

Si al término del contrato queremos comprar la maquinaria o bienes, tenemos la oportunidad de hacerlo a un valor simbólico -llamado “precio residual”-, lo que nos permite incorporar activos de manera rentable y sin riesgo de descapitalización. 

Podemos deducir los intereses reales como gasto financiero

Dependiendo del bien que hayamos arrendado, podemos deducir el monto de intereses correspondiente de conformidad con la Ley del Impuesto sobre la Renta (ISR), así como los gastos derivados de mantener el bien arrendado. Esto es gracias a que la propiedad fiscal es del arrendatario, con lo cual tenemos derecho a registrar el IVA y el ISR en nuestro balance. 

Gracias al arrendamiento financiero es posible deducir hasta el 100% de los intereses reales derivados de las rentas, lo que permite aligerar la carga tributaria. 

Arrendamiento financiero: una opción confiable para mejorar nuestro capital de trabajo

Entre los tipos de financiamiento de una empresa disponibles en el mercadoel arrendamiento constituye una de las más convenientes por ser una solución rentable para obtener los equipos que nuestros proyectos requieren en el corto plazo, llevándonos los beneficios mencionados anteriormente y con una ventaja adicional: no tenemos que hacer grandes desembolsos. 

En Engen Capital queremos potenciar el crecimiento de las organizaciones a través de nuestro servicio de arrendamiento financiero, una solución flexible que se adapta a las necesidades de las empresas modernas. 

Accediendo a esta alternativa, las organizaciones de cualquier sector pueden mejorar su liquidez sin poner en riesgo el capital y, al término del contrato, comprar los activos al valor del mercado, incrementando el retorno de la inversión.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.